Tras el pedido de la oposición, el Gobierno promete no demorar los datos del escrutinio Elecciones 2021

Política 11 de septiembre de 2021 Por Artista Invitado
Wado de Pedro habló con los principales dirigentes de JxC. En un principio, el Ejecutivo sugería que habría que esperar hasta las 23 para se consolide una tendencia. Ahora admite podrían difundir números más temprano.
926x0_274664_20210911083421

Setenta y dos horas después de informar extraoficialmente que los resultados de las PASO se harían públicos recién a las 23 de este domingo, desde lo más alto del Gobierno reconocieron que -de no mediar imprevistos- la difusión de los primeros datos podría conocerse un poco más temprano, aunque evitaron especificar un horario. "No va a haber problemas", pronosticaron en la Casa Rosada.

El ministro del Interior Eduardo “Wado” de Pedro dialogó con algunos de los principales dirigentes de la oposición y les transmitió la misma idea. Desde la mesa nacional de Juntos por el Cambio le solicitaron que los datos se carguen lo más cerca posible de las 21, con la aclaración que el Ejecutivo considere pertinente

El mismo domingo, entre las 19 y las 21, el ministro y dirigente de La Cámpora volverá a conversar con el presidente de la UCR Alfredo Cornejo para unificar criterios. En el Gobierno sospechan que la oposición podría facturarle al Gobierno cualquier demora. Cornejo le dio su palabra a de Pedro que nada de eso sucederá. "Tenemos que preservar el mecanismo de elección de las disputas políticas", suele repetir el ministro.

Cerca del mediodía, los presidentes del PRO, la Coalición Cívica y la UCR -Patricia Bullrich, Maximiliano Ferraro y Alfredo Cornejo- convinieron que el ex gobernador de Mendoza se comunicara con el ministro del Interior -en representación- de JxC para transmitirle su preocupación por la posible demora en la carga y transmisión de los telegramas.

En las primeras horas de la tarde Cornejo le manifestó al ministro sus dudas por posibles demoras en la publicación del conteo. De Pedro se habría comprometido a que los datos sean publicados cuando estén disponibles. En la oposición temen que una carga inicial no sea representativa del padrón y beneficie al oficialismo.

Tras debatirlo con sus socios y asesorarse con el ex ministro Rogelio Frigerio, el ex secretario de Asuntos Políticos Adrián Pérez y la diputada Silvia Lospennato, el titular de la UCR se comunicó de nuevo con el ministro político y le comunicó la posición común de la coalición opositora: pretenden que los primeros resultados se comuniquen entre las 21 y las 21.30, sin importa el nivel de carga. "De ninguna manera vamos a esperar a las 23", exigen desde la oposición.

En el Ejecutivo afirman que hay voluntad de llegar a un consenso, pero temen demoras por los protocolos anti-covid. Pretenden que la carga sea representativa y marque desde el inicio una tendencia. Para eso necesitarían un conteo provisorio de alrededor de entre el 10 y el 20 por ciento, según el cálculo de la Cámara Nacional Electoral. En JxC creen que donde haya pocas internas y las boletas sean más cortas se acelerará el envío de telegramas. Desde el sector más duro del PRO señalan que el Gobierno quiere esperar los resultados del Conurbano bonaerense.

Cerca del ministro explicaron que el horario de las 23 nunca fue oficializado sino un cálculo natural, puesto que en las PASO legislativas de 2017, sin pandemia de por medio, los primeros datos se conocieron recién a las 22.37. Incluso recordaban que en la Provincia los resultados se demoraron tanto hace 4 años que los títulos de los diarios no reflejaron la victoria ínfima, pero victoria al fin, de Cristina Kirchner en ese turno. “Ojalá que a las 21 y por el Covid-19 hayan ido a votar todos temprano”, se entusiasmaron en la planta baja de la Rosada, sede de Interior. La recomendación oficial es los votantes acudan con tiempo a los centros de votación.

En el Ejecutivo confían en que podría haber una "carga equitativa de datos” poco después de las 21, en un horario más parecido al de la elección presidencial de 2019 que al de las legislativas de 2017. En Juntos por el Cambio calculan que los mayores demoras podrían producirse en el Conurbano bonaerense, como es habitual. Temen que se carguen antes, de manera intencional, los resultados de distritos afines al oficialismo. Sin embargo, los propios técnicos de la oposición descartaban que fuera posible una manipulación.

Un fallo de la jueza con competencia electoral María Servini de 2019 obliga a comunicar los datos cuando esté cargado el 10% del recuento provisorio en Buenos Aires, Ciudad, Córdoba, Santa Fe y Mendoza, pero en el Ejecutivo explican que en ese caso se trataba de una votación de distrito único, menos compleja.

Los cortocircuitos entre el Ejecutivo y la oposición empezaron el martes, luego de que De Pedro suscribiera un Compromiso Ético Digital con el secretario de Medios Francisco Meritello, la Cámara Nacional Electoral y representantes de las empresas periodísticas para evitar la difusión de fake news. En privado, según trascendió desde el mismo Gobierno, se anticipó que los resultados provisorios recién se conocerían después de las 23. "Manejen la ansiedad", fue el pedido de las autoridades de la CNE.

En la Casa Rosada temían que la excepcionalidad que significa una votación en pandemia provocara demoras en los centros de votación y señalaban que podrían seguir abiertos después de las 18.

Los reparos sobre posibles dilaciones incluían la cantidad de listas para los tres niveles de gobierno que habrá en decenas de distritos; en particular en Provincia, Ciudad, Mendoza y Santa Fe. En la oposición creen que en la Capital y en Mendoza a las 21 ya habrá tendencias definidas.

El renovado optimismo oficial respecto a la velocidad de la carga de datos reside a las mejores ya implementadas durante el escrutinio de 2019 y al conteo de votos a cargo de las empresas INDRA y Smartmatic. “Sumamos sugerencias de los partidos de la oposición y de la CNE durante el proceso de licitación; nunca hubo uno más transparente”, explicaron. Paradójicamente, argumentan que la pandemia obligó a trabajar con más tiempo en la organización de los comicios. “Salvo imprevistos va a estar todo bien”, confió De Pedro a sus colaboradores.

En el medio, el jueves, tal como informó Clarín, los apoderados del PRO y de Juntos por el Cambio en la Ciudad, Santiago Alberdi y Nicolás Mazzei, hicieron una presentación ante la jueza electoral María Romilda Servini para que se intime a la directora nacional electoral Diana Quiodo "a presentar las primera noticias, difusión e información en el horario que se ha venido estableciendo como tal en los últimos comicios", a partir de las 21.

Durante la reunión que mantuvieron vía zoom los apoderados de todos los partidos con la Cámara Nacional Electoral, los representantes de la principal fuerza opositora consultaron si seguía vigente la Acordada Extraordinaria 3, de enero de 2017, cuyo artículo 6.1 establece que los resultados debían ser públicos a las 21.

Sin embargo, el presidente de la CNE Santiago Corcuera señaló que podría haber algún retraso, puesto que habrá un 20 por ciento más de mesas de votación. Sin embargó enfatizó que los resultados estarían listos antes de las 23. Efectivamente para evitar posibles contagios, el Gobierno sumó 3068 centros de votación respecto a 2019; serán 17.567 en todo el país; más de 101 mil mesas. Tras la denuncia de JxC, Servini ordenó implementar veedores judiciales y la CNE la acusó de interferir en su jurisdicción.

Tras dialogar con la oposición, De Pedro se mostró confiado en que no hubo intencionalidad de los dirigentes políticos en los videos virales que circularon en las redes y aseguraban que los sobres sellados no serían tenidos en cuenta. “Todos los votos cerrados de la manera que sean serán válidos”, afirmaron.

Te puede interesar