Buenos Aires: La corredora tucumana Agustina Landers ganó la media maratón

Deportes 10 de octubre de 2021 Por Artista Invitado
Estudiante de Nutrición y con 25 años, Landers se llevó una de las carreras más emblemáticas del país y se mostró sorprendida por su resultado.
AgustinaLanders2-1024x680

La tucumana Agustina Landers ganó este domingo por la mañana la media maratón de Buenos Aires con un tiempo, todavía no oficial de 1:17:23. Iniciada en el atlestismo a los 21 años, la joven tucumana entrena junto a Fernando Díaz Sánchez y a fines de 2020, luego de la pandemia, se consagró subcampeona argentina en los 500 metros sobre pista. 

Con el cielo nublado y un leve viento del este que no hacía sentir los 15º, Buenos Aires amaneció como no sucedía hace 19 meses, con sus calles conquistadas por miles de “runners”.

Desde la cancha de River, 13.022 corredores largaron en oleadas para participar de la Maratón de Buenos Aires y la Media Maratón. La primera carrera partió a las 7 y, la segunda, 7.30, pero en realidad los competidores fueron cruzando el arco de largada en tandas de 250 por cada minuto.

Así, ola tras ola, mayormente con la remera azul Francia que se entregaba para competir, partieron en busca de los 42 o 21 kilómetros, según cuál haya sido su desafío.

El primer puesto de podio masculino de la Media Maratón fue para Fabián Manrique, de Morón, Buenos Aires, con tu tiempo de 1h, 04m y 42s; lo secundó, Joaquín Arbe, de Esquel, Chubut, que llegó a la 1h, 04m y 54s; y, en tercer lugar, llegó Diego Lacamoire, de Mar del Plata, Buenos Aires que hizo el recorrido en 1h, 05m y 01s.

En el caso de las mujeres, los tres primeros puestos de la Media Maratón fueron para Agustina Landers -reciente ganadora de la media Maratón de Rosario- que cruzó la línea de meta en 1h, 17m y 22s; seguida por dos cordobesas, en el segundo puesto se ubicó Rosa Godoy que logró llegar en 1h, 17m y 48s; y el tercer lugar quedó en manos de Dahyana Juárez que hizo el recorrido en 1h, 20m y 47s.

Ninguna de las anteriores 35 ediciones de la Maratón de Buenos Aires fue igual a esta. Ya desde la largada, totalmente modificada por las medidas de prevención contra el Covid 19. No solamente en la forma de partir, desde la inscripción a los corredores se les exigía tener al menos una dosis de la vacuna, al llegar se les tomó la temperatura, se les aplicó alcohol en las manos. Se les pidió una estricta separación de al menos metro y medio.

Pero nada pareció un impedimento porque las ganas de correr, en muchos casos contenidas por casi dos años, se hicieron sentir sobre la avenida Figueroa Alcorta. Allí el mismo arco de salida, será el de llegada, cuando cerca de las 8.30 arribe el ganador de la media maratón y unos 40 minutos más tarde arribe el primer corredor de la maratón.

La Maratón Internacional de Buenos Aires, este año no podrá hacer alarde de cosmopolita. Si bien en ediciones anteriores la cantidad de extranjeros rondaba el 30% de los inscriptos. Ahora apenas son algunos que transitoriamente se encuentran dentro del país.

El pelotón de keniatas y africanos implacables que solía dominar los primeros puestos, no pudieron cruzar el Atlántico por las restricciones de vuelos, abriendo una gran chance para los atletas argentinos.

Te puede interesar