Colectivero borracho chocó a un jubilado de 80 años

Policiales 15 de octubre de 2021 Por Artista Invitado
Las hijas de José Valencia le prometieron una fiesta en casa para su próximo cumpleaños. Salió a jugar a las bochas con un amigo y falleció cuando un colectivo los embistió en Banfield. El dolor de su familia.
accidente-banfield-jubilado_crop1634311693131.jpg_1734428432

José Valencia tenía 79 años, estaba casado hace 44, tenía dos hijas y nietos. Soñaba con cumplir 80 porque su familia le había prometido festejar a lo grande. Todo quedó trunco este miércoles cuando un colectivero de la línea 277, que conducía alcoholizado, chocó con el automóvil Volkswagen Gol, en que viajaba el jubilado, que salió despedido y murió.

El brutal choque, que quedó registrado por las cámaras municipales, ocurrió en el cruce de Uriarte y Alvear, en Banfield, partido bonaerense de Lomas de Zamora. José iba de acompañante en el auto con un amigo, Osvaldo Cayetano Venezia, de 80, con quien había salido para jugar a las bochas, como hacía una vez por semana, contó desconsolada su esposa Silvia. 

"Soy la mitad de lo que era, él era mi motor, mi compañero de vida y pensaba que íbamos a llegar a los 90. Me hacía los mandados, atendía la casa. Era un hombre bueno, único hijo, no tenía familia, así que la familia se la dí yo, que tengo hermanas, hijas y nietos", lamentó la mujer, con quien llevaba casado 44 años.

José estaba esperanzado con cumplir 80 años porque su familia esperaba hacerle una fiesta en su casa. "Tengo mil recuerdos y fotos porque a él le gustaba salir, estar con los nietos en el cumpleaños, cuando se los bautizó, reuniones. No tuvo varones, sí dos hijas, y fue un abuelo presente, muy pegado a sus nietos y ahora los nenes lloran al ver fotos, siento que me lo arrancaron", dijo la viuda.

"Quisiera darle un último beso, porque fue un gran hombre, cumplidor, trabajador, compañero y estuvimos muy pegados sobre todo en este último tiempo", puntualizó.

El colectivero, identificado como José Luis Arrieta, de 52 años, fue sometido a un test de alcoholemia que arrojó que tenía 1,47 gramos por litro de sangre, cuando la Ley Nacional de Tránsito exige nivel 0 de alcohol por tratarse de un conductor de transporte público de pasajeros.

La causa fue caratulada como “homicidio culposo agravado” y el chofer del colectivo quedó detenido y fue trasladado a la Comisaría 2° de Banfield por orden de la Unidad Funcional de Instrucción y Juicio (UFIJ) Nº 10 de los Tribunales de Lomas de Zamora, a cargo del fiscal Carlos Pérsico.

Te puede interesar