El consumo de carne vacuna continúa en el nivel más bajo

Según la Cámara de la Industria y el Comercio de Carnes y Derivados de la República Argentina, el consumo de carne cayó un 17,6% en el primer trimestre del año.

Economía 16 de mayo de 2024 Verdadiario Verdadiario
carne-en-gondola
Consumo Carne

El consumo de carne vacuna en Argentina ha experimentado una alarmante caída en los primeros cuatro meses de 2024, según reveló un informe de la Cámara de la Industria y el Comercio de Carnes (Ciccra). Los datos muestran una merma del 18,5% en relación al mismo periodo del año anterior, lo que representa una retracción de 9,6 kilos por habitante.

El relevamiento precisó que “el consumo aparente de carne vacuna habría totalizado 663,4 mil toneladas res con hueso (tn r/c/h)” entre enero y abril, lo que significa unas 141,1 toneladas menos que los primeros cuatro meses del año pasado.

Además, el reporte arrojó que “con estos guarismos, el consumo aparente de carne vacuna por habitante habría sido equivalente a 42,4 kilos/año en el primer cuatrimestre de 2024, resultando 18,5% menor al registrado en igual lapso de 2023 (-9,6 kg/hab/año)”.

De esta manera, al igual que en la medición anterior, correspondiente al primer trimestre del actual calendario, el consumo de carne continúa sufriendo una caída histórica. Esto se refleja en que “es el registro más bajo de las últimas tres décadas”.

Al respecto, el informe indicó que “fue el valor promedio de los cortes vacunos relevados por el INDEC el que contribuyó a esta desaceleración, ya que aumentó 4,7% en relación a marzo” y en contraposición, señalaron que “en cambio, el precio del pollo se incrementó 8,2% en el mes”.

En la comparación interanual el precio promedio de los cortes vacunos que mide el INDEC registró un alza de 284,3%, con un máximo de 304,8% en el caso de la carne picada común y un mínimo de 265,7% en el caso del asado. La suba estuvo por debajo del aumento del precio de la hacienda en pie (+321,8% anual), y de la evolución del nivel general de precios al consumidor (+292,2%).

Desde CICCRA explicaron que “lo que impidió que las carnicerías trasladaran todas estas subas de costos en forma inmediata al mostrador y que la contracción del consumo interno de carne vacuna fuera mayor aún a la verificada, fue la fortísima caída que verificó el poder adquisitivo de los asalariados en el último año, sobre todo de los ocupados en el sector público y de los ocupados informales del sector privado”.

En ese sentido, aportaron que “con datos disponibles a marzo de 2024, el salario promedio de los trabajadores formales del sector privado, que fue el que siguió más de cerca al nivel general de precios al consumidor, se incrementó 231,7% anual. Esto implica que la pérdida de poder de compra de estos trabajadores fue de 14,9% en términos generales y de 12,2% en términos de los cortes de carne vacuna”.

Más noticias

ilan-cohen-20240515-1802538Murió un joven argentino de 20 años combatiendo en Gaza

eurnekian-mileiEurnekián: "Que se ponga las bolas para dirigir al país"

pobrezaLa pobreza alcanzó al 49% de la población argentina
Te puede interesar